Detalles

Proceso

“La carne del vacío está buscando impresiones de la mejor calidad, el hambre me come… haré un escáner de mis lecturas”.

De los textos de Isidoro y de Haraban pero traspasados al apetito; se deduce que el placer tiene la misma relación con el contenido que con la forma: “los goces que derivan de asimilar un contenido bello son superiores a los deleites más vanos de una hermosa expresión”. Haraban exige, una vez más en nombre de la “decencia”, que la forma (los colores y el sabor) del plato se sometan a la autenticidad y calidad de su contenido: el plato no debe imponerse, conmover y agradar por sí mismo, se debe de poner al servicio de la verdad. Si es preciso elegir entre los placeres debemos, nuevamente, preferir, sin lugar a dudas, la belleza espiritual e íntima del contenido a las gracias superficiales de la forma.


Un boceto metamorfo y simbólico inspirado en mis compañeros de Café Caligari (@_caligari_ ) y PALREAL (@_palreal_) que dedican y nos ofrecen con apetitoso entusiasmo y cariño su saber culinario. Pasando horas de inspiración para los sentidos.


Tinta sobre papel, Guadalajara, México, 2019
 
error: Content is protected !!